Fluyendo en tu empleo: De la rutina a la satisfacción

Imagen

De acuerdo a la OCDE (Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico) la mayoría de la población mexicana pasa alrededor de 10 horas en su lugar de trabajo, siendo nuestro país el miembro de esta organización que más trabaja. Aunado a esto, una encuesta de Gallup informa que México es el país con mayor insatisfacción laboral de toda Latinoamérica: 12% de los trabajadores se encuentran completamente satisfechos con su empleo, 60% están desconectados y el 28% presenta insatisfacción con su trabajo. De acuerdo a esta información podemos decir que muchas personas pasan la mayor parte de su día dentro de su empleo y que no están satisfechos con sus labores cotidianas.

Si tú te identificas con lo anterior ¿Qué es lo que puedes hacer?

Imagen

 

Primero, recordar que muchos sucesos, personas y cosas no están siempre bajo tu  control; por ejemplo la personalidad de tu jefe, el clima, la filosofía de la empresa donde laboras, los compañeros de trabajo que tienes, etc. Sin embargo si existen otros factores que puedes modificar y con ello impactar tu satisfacción laboral y calidad de vida.

Uno de estos factores está asociado con tus características personales, específicamente con que propicies un equilibrio entre tus fortalezas y el desarrollo de actividades laborales claves todos los días; lo cual te llevará a experimentar un estado de  Fluir, Flujo o Flow. Este concepto propuesto por el Doctor Mihaly Csikszentmihalyi, director del Quality of Life Research Center es explicado en esta entrada de nuestro blog que te recomiendo leer [1]

El Flow se puede definir como una implicación personal o un estado de concentración y motivación. Al término de esta actividad las personas que lo experimentan reportan percibirse fuertes y eficaces, inmersas en una corriente de energía, alertas y con control de la situación además de que el tiempo pasa “volando”, dando como consecuencia una sensación de disfrute, emociones positivas y autoestima al evaluar este momento.

Imagen

En el diagrama anterior se ejemplifica que la persona percibe con distintos grados de dificultad las actividades que lleva a cabo y también percibe que cuenta con distintos niveles de destrezas o fortalezas para desempeñarlas.

Cuando la persona piensa que  posee  muchas habilidades y  la actividad es muy fácil experimenta un estado de relajación, en cambio cuando evalúa que la actividad es muy difícil y que además cuenta con pocas destrezas para realizarla experimenta ansiedad. Cuando se experimenta un momento de flow hay un alto nivel de dificultad en la actividad pero también un alto nivel de destreza para hacerle frente.

Por lo tanto, la idea que usualmente se tiene sobre que las experiencias que causan mayor satisfacción se relacionan con momentos de relajación o de pasividad es equivocada pues las investigaciones han demostrado que los momentos de mayor satisfacción se construyen. Se ha encontrado que en las experiencias de fluir las personas se comprometen con ese momento desarrollando un esfuerzo voluntario para cumplir con una meta personalmente valiosa, algo por lo que vale la pena hacer un esfuerzo y al final genera satisfacción.

Esto quiere decir que en realidad un ambiente ideal para propiciarte momentos  de flow es uno en el que encuentres retos como lo haces todos los días en el lugar donde laboras. Así, la propuesta para que mejores tu satisfacción laboral es que aprendas a fluir en tu trabajo.

Imagen                         Imagen

 

 

 

 

 

Hagamos un pequeño ejercicio para este fin:

1 Piensa en las veces que estabas haciendo algo en tu trabajo en que:

  • Estabas totalmente involucrado en ese momento
  • Perdiste la noción del tiempo
  • No estabas consciente de ti mismo al hacer esto
  • Percibiste una fuerte sensación de control sobre lo que hacías

2  Enlista las actividades en las que te sucedió esto

3 Por último, identifica las destrezas o fortalezas que  usaste para desempeñar esas actividades. (Identifícalas aquí: https://sepimex.wordpress.com/2013/05/06/identifica-tus-fortalezas-en-5-pasos-2/ y úsalas para hacerle frente a tus malos hábitos aquí: https://sepimex.wordpress.com/2013/11/05/como-vencer-los-malos-habitos-haciendo-uso-de-mis-fortalezas/)

Con este breve ejercicio acabas de identificar en qué circunstancias y con qué fortalezas experimentas un estado de fluir en tu espacio laboral. La propuesta es que desarrolles al menos una actividad al día en la que puedas fluir  y trabajar en las que te causan relajación (aumentando el nivel de dificultad de la actividad para experimentar flow) y en las que te generan ansiedad (trabajando  en tus habilidades y destrezas para que ganes mayor control sobre la situación y experimentes un estado de flow).

Es evidente que no puedes fluir todo el tiempo ya que el ritmo de vida y de trabajo no permite hacerlo pero si comienzas a poner en práctica lo anterior podrás aumentar paulatinamente la satisfacción que tienes en tu vida laboral y estimular tu crecimiento personal y profesional.

Imagen

A manera de síntesis cuando fluyes en el trabajo:

1. Te enfrentas a actividades o tareas que tienes la oportunidad de completar

2. Eres capaz de concentrarte en lo que estás haciendo

3. La actividad que desarrollas tiene objetivos claros

4. La actividad te proporciona retroalimentación inmediata

5. Estas actuando a un nivel profundo pero sin un esfuerzo aparente

6. Percibes un sentido de control sobre tus acciones

7. La preocupación por el yo desaparece, tu mente en ese momento no está al tanto de las preocupaciones y las frustraciones de la vida cotidiana. Después de que la experiencia de fluir ha terminado puedes experimentar autoeficacia y satisfacción.

8. La noción de la duración del tiempo es alterada, las horas las percibes como minutos.

En SEPIMEX desarrollamos de forma personalizada intervenciones para impactar favorablemente la satisfacción laboral a nivel individual y empresarial. Ponte en contacto con nosotros para saber de qué manera podemos ayudarte.


[1]  Ir al Blog de Sepimex  https://sepimex.wordpress.com/2012/09/25/emociones-positivas/

Referencias:

-Csikszentmihalyi, M. (1990). Flow: The Psychology of Optimal Experience. New York: Harper & Row.

-Seligman, M.E.P. (2002). La Auténtica Felicidad. Barcelona: Zeta.

-México, el país más trabajador de la OCDE  http://www.24-horas.mx/mexico-el-pais-mas-trabajador-de-la-ocde/

-México, el país con mayor insatisfacción laboral de Latam http://www.forbes.com.mx/sites/mexico-el-pais-con-mayor-insatisfaccion-laboral-de-latam/

Lic. Dafne Caballero Jiménez

 Terapeuta Cognitivo-Conductual

SEPIMEX

Servicios Psicológicos Integrales de México

56  89  14  19

dafne@sepimex.com.mx

Anuncios

Creativa-mente

                                                                                     “Creativity is intelligence having fun” 

Albert Einstein

Muchas personas piensan que la creatividad es un regalo que se limita a los artistas o inventores sin tomar en cuenta que ésta puede jugar un rol importante en su vida cotidiana independientemente de cual sea su profesión o actividad a la que se dedican, pues se trata de una habilidad relacionada con la innovación, la capacidad de crear, de llegar a conclusiones nuevas y de resolver problemas de forma original.

Imagen

 

Es una forma de expresar lo que te hace único, tus puntos de vista, tu originalidad y la forma en las que solucionas los desafíos que tienes en tu trabajo, escuela, casa y roles sociales dándole tu toque especial.

 De acuerdo con Hal Gregersen, el 80% de la creatividad es adquirida o aprendida, lo cual es bastante alentador pues al poseer o fortalecer esta habilidad cognitiva es más probable consolidar aprendizajes, experimentar satisfacción, conseguir promociones laborales, propiciar tu crecimiento personal y divertirte con tu familia y amigos.

Por ello, no es raro encontrar estos datos sobre diferentes áreas en las que se está propiciando la creatividad:

–       Existen 43 libros y 407,000 sitios web que están dedicados a la crianza creativa.

Imagen

 

–       Se ha identificado que deportistas como Tiger Woods o Michael Jordan comparten rasgos de creatividad con personajes considerados significativamente creativos en las esferas artísticas.

Imagen

 

–       Diversas agencias de gobierno y diplomáticos en los Estados Unidos han contratado consultores que se enfocan en fomentar la creatividad.

Imagen

 

–       El número de escuelas de negocios que ofrecen cursos sobre creatividad se ha duplicado en los últimos 5 años.

Imagen

 

Para iniciar a ser creativo o desarrollar tu creatividad en cualquier área de tu vida es importante que tengas en mente que la clave se encuentra en la novedad y en hacer la diferencia.

Esto es claro para las personas creativas pues se han identificado en ellas las siguientes características que las distinguen: 

  • Las personas que se consideran creativas, para empezar hacen justamente eso, creen y confían en su “poder creativo”. 
  • Posteriormente incorporan esta creatividad a su estilo de vida, es decir, intentan en cada oportunidad hacer cosas distintas e involucrarse en nuevas experiencias aunque no las dominen. 
  • Por último, están abiertos a pensar las cosas desde diversos ángulos o puntos de vista alejándose de las formas tradicionales de ver las cosas.

 

Como puedes notar, estas personas están dispuestas a salir de la rutina y tomar nuevas direcciones. Y para que tú puedas hacer lo mismo y fortalecer tus habilidades creativas practica estos ejemplos basados en lo que Keith Sawyer plantea en su libro: Zig Zag: The Surprising Path to Greater Creativity

 1)     Pregúntate: Si se descompone tu carro en lugar de preguntarte “¿Lo arreglaré o compraré uno nuevo?” Trata de hacer preguntas desde otro punto de vista como: “¿Habrá otro tipo de transporte para llegar a mi trabajo que no sea necesariamente mi auto’” “¿Podré aprovechar esto y buscar un trabajo al cual pueda llegar sin manejar?”. 

2)     Aprende: Abrir tu mente a nuevos conocimientos contribuye a ampliar tu visión de la vida. Lee, investiga, platica con personas nuevas. La próxima vez que vayas a una fiesta piensa en un color y al llegar habla con todas las personas vestidas con él. 

3)     Genera: Diariamente practica generar nuevas ideas. Desarrolla listas a partir de los objetos o situaciones de la vida cotidiana. Piensa en todos los usos que le puedes dar a tu refrigerador o qué pasaría si los humanos pudiéramos dormir de pie. 

4)     Libérate: No juzgues tus ideas, no se trata de que sean buenas o malas, es un ejercicio de ir más allá de lo que normalmente pensarías. Toma las opciones menos obvias que se te ocurran y ve lo que esas nuevas ideas comienzan a hacer en ti.

Finalmente, te compartimos un video creado por Educarchile que plantea puntos interesantes respecto a qué es lo que te puede estar limitando a usar tu creatividad…“¿Cuántos de nosotros dejamos de pensar porque creemos que ya no lo necesitamos?” 

Recuerda que pensar creativamente te prepara para manejar futuras situaciones difíciles cuando se presenten y para pensar más rápido, así reconocerás las oportunidades que te conviene tomar, además de que cuando tu mente está abierta a nuevos estímulos, también descubres nuevas cosas emocionantes por emprender.

Si quieres fortalecer tu creatividad, la de tus hijos o la de tu empresa, cuenta con nosotros. En SEPIMEX pondremos todo nuestro conocimiento y  por supuesto también creatividad para que alcances tus metas.

 

Referencias:

Carson, S. (2010). Your Creative Brain: Seven Steps to Maximize Imagination, Productivity, and innovation in your life. San Franciso, Jossey-Bass.

Sawyer, K. (2013).  Zig Zag: The Surprising Path to Greater Creativity. San Franciso, Jossey-Bass.

Wilson, R. (2013). Surprise: Creativity is a Skill not a Gift!. Encontrado en http://www.psychologytoday.com/blog/the-main-ingredient/201306/surprise-creativity-is-skill-not-gift  

Lic. Dafne Caballero Jiménez 

Terapeuta Cognitivo-Conductual 

SEPIMEX

Servicios Psicológicos Integrales de México 

56  89  14  19 

dafne@sepimex.com.mx

Identifica tus Fortalezas en 5 Pasos

El énfasis que actualmente pone la Psicología Positiva al estudio de los aspectos positivos en la naturaleza humana ya está dando frutos. Por ejemplo, ¿Sabías que el usar tus fortalezas en nuevas maneras disminuye la depresión e incrementa la felicidad durante 6 meses? (Gander, Proyer, Ruch, & Wyss, 2012).

Este y otros hallazgos han motivado cada vez a más personas a descubrir dentro de un contexto psicoterapéutico o por su propia cuenta cuáles son sus fortalezas.

Las fortalezas son aquellas capacidades que pueden adquirirse a través de la voluntad y proporcionan la explicación para promover la estabilidad de una vida bien vivida, ya que al poner atención en tus “puntos fuertes” tienes más herramientas para mejorar tu vida personal, contribuir a crear un mejor lugar de trabajo, escuelas y una mejor sociedad.

Además de los hallazgos que indican que a través del uso de tus fortalezas puedes mejorar tu vida e impactar positivamente a los que te rodean, los psicólogos Peterson y Seligman (2004) han enfocado sus investigaciones en el desarrollo de un sistema de clasificación oficial sobre las fortalezas que favorecen el crecimiento humano: el Character Strengths and Virtues. A handbook and classification”

En este manual se detectaron y clasificaron 24 fortalezas universales, las cuales a su vez fueron agrupadas en 6 categorías. Aquí tienes una síntesis:

Imagen

La categoría de Trascendencia está relacionada con las fortalezas que te ayudan a  forjar conexiones con el universo y  contribuyen al desarrollo de una vida con significado. Agrupa la Gratitud, Sentido del Humor, Espiritualidad y el Optimismo. 

Imagen

 

 

La categoría relacionada con la Sabiduría se refiere a las fortalezas cognitivas que implican la adquisición y el uso de conocimientos. Contiene fortalezas como la Curiosidad, la Mentalidad Abierta, Amor por el Aprendizaje y el Ingenio.

 

Imagen

 

 

La categoría de Moderación incluye a las fortalezas que te protegen de los excesos. Se trata de la Autorregulación, la Humildad y la Capacidad de Perdonar.

 

Imagen

 

 

La categoría de Justicia abarca fortalezas cívicas que producen una vida en comunidad saludable. Estas fortalezas son el Liderazgo, la Equidad y el Trabajo en Equipo. 

 

 

Imagen

 

 

La categoría de Coraje engloba las fortalezas emocionales que te permiten alcanzar metas en situaciones de dificultad ya sea externa o interna.  La Perseverancia, Autenticidad, Entusiasmo y Valentía forman parte de esta categoría. 

 

Imagen

 

La categoría de Humanidad se asocia a fortalezas interpersonales que tienen que ver con el proveer cuidado, cariño y amistad a otras personas. Las fortalezas que la conforman son el Amor, la Simpatía, la Inteligencia Social y  la Generosidad.

 

Realizar actividades congruentes con tus fortalezas representa un camino interesante hacia una vida psicológica óptima pues ellas sientan la base para tu crecimiento personal y salud mental por ello, aquí te ofrecemos 5 sencillos pero poderosos pasos que te guiaran hacia la identificación y el desarrollo de tus fortalezas:

1)    Recuerda: Trae a tu mente algún momento donde te sentiste entusiasmado, fuiste generoso, trabajaste en equipo, tuviste curiosidad, perdonaste o expresaste gratitud. Apóyate en el listado anterior de las fortalezas, y repásalas mentalmente. ¡Te sorprenderás al recordar que ya las has usado!

2)    Observa qué te entusiasma: Aprende a identificar lo que amas hacer o en lo que te encanta involucrarte, te percatarás que cuando estas en esas situaciones es porque seguramente estas poniendo en práctica una o más de tus fortalezas. ¡Obsérvate y toma nota!

3)    Pregunta a tus amigos: Tener una perspectiva distinta a la nuestra ayuda a nutrirnos, y que mejor que la de tus amigos para encaminarte a encontrar tus fortalezas. Pregúntales que cualidades, aptitudes, destrezas y fortalezas observan en ti ¡Te gustará lo que escucharás!

4)    Nota qué es lo que haces diferente a los demás: Las diferencias nos hacen únicos y en ellas se pueden esconder nuestras fortalezas. ¿Has resuelto algún problema de una forma creativa? ¿Cuáles son las actividades y contextos donde resaltas?

5)    Sal de tu zona de confort: Cuando rompes la rutina te involucras en  nuevas oportunidades de hacer cosas distintas y en ellas poner en acción tus fortalezas y descubrir otras más. ¡Pon en práctica lo mejor de ti!    

 

Espero que estas recomendaciones te entusiasmen para que empieces a usar con mayor frecuencia todas tus fortalezas y emprendas un trayecto para descubrir más. Sin embargo, si te gustaría revisarlas más a fondo e implementarlas en tu vida diaria para generarte bienestar, no dudes en contactarnos; en SEPIMEX deseamos contribuir a que alcances tu mayor potencial a nivel personal, laboral y en tus relaciones interpersonales.

 

Bibliografía:

  • Gander, F., Proyer, R. T., Ruch, W., & Wyss, T. (2012). Strength-based positive interventions: Further evidence for their potential in enhancing well-being. Journal of Happiness Studies.
  • Martínez, M.L. (2006). El estudio científico de las fortalezas trascendentales desde la psicología positiva clínica y salud. Clínica y Salud, 17 (3).
  • Peterson, & Seligman, M.E., (2004). Character strengths and virtues. A handbook and classification. Washington, D.C: American Psychological Association and Oxford University Press.

Lic. Dafne Caballero Jiménez

 Terapeuta Cognitivo-Conductual 

SEPIMEX

Servicios Psicológicos Integrales de México

 56  89  14  19

 dafne@sepimex.com.mx